Quiosco

MP sobre Leslie Rosado: “Ella llegó a un punto tan desesperada que hasta se metió en vía contraria”

El Ministerio Público depositó este lunes ante la Oficina de Atención Permanente de Santo Domingo Este, una  solicitud de un año de prisión preventiva contra el cabo Janli Disla Batista, quien mató de un disparo a la arquitecta Leslie Rosado, de 35 años de edad.

La solicitud fue entregada por el fiscal titular de la provincia de Santo Domingo Este, Milcíades Guzmán, en la que se acusa al cabo de cometer homicidio voluntario.

Guzmán dijo que la acusación se debe a que el evento ocurrido la noche del pasado sábado contra la joven más que un accidente se trató de una persecución que duró un tiempo extenso.

“Hubo una persecución de un largo trayecto hasta llegar donde la persona fue ultimada, empezó en el parquecito de la zona céntrica de  Boca Chica y termina en los licor store para el Club Náutico”

Guzmán señaló que la investigación arroja  que el momento del incidente la joven notaba una gran desesperación, quien llegó a tomar un carril equivocado por el miedo al que se enfrentaba.

“Ella llegó a un punto tan desesperada que hasta se metió en vía contraria, donde chocó con una persona, cuyo conductor está identificado, y dijo que tras el choque iba a hacer un reporte a la Dirección de Seguridad de Tránsito y Transporte Terrestre ( Digesett), siendo esto una forma de explicar porque el vehículo presentaba un choque en la parte frontal y no porque se haya arrollado un motor como dice el cabo”, expresó.

De igual manera destacó que a pesar de ser un balazo lo que acabó con la vida de Leslie, hay pruebas de dos disparos.

“Independiente de que él ha planteado una supuesta incidencia de un accidente, lo que hemos verificado en terreno hasta ahora, no nos evidencia que haya existido un accidente aparatoso con la percepción como la que él ha dicho”, dijo

El fiscal puntualizó que no desconoce el hecho de haber existido un accidente, pero el mismo se debió a un roce de vehículos y no a las afirmaciones con la que se presentó el hecho.

“En la investigación preliminar que hemos hecho iban dos menores, uno de meses y otro dos años de edad  en los brazos de ambos, (tanto del cabo como de la madre), sin embargo tenemos las evaluaciones médicas de la clínica de Boca Chica,  donde ninguno presenta ningún tipo de laceración visible ni lesión, o sea que no fue un accidente tan violento para ocasionar una acción tan violenta como la que él realizó.”, puntualizó. 

Con relación a la esposa de Disla, quien se encontraba en el lugar, el fiscal manifestó que la pareja del joven mantiene  con ambigüedad sus versiones, donde solía parecer inventos en algunos lapsos.

“Ella dijo que perdió la conciencia, que no pudo ver cuál era  la marca del vehículo y luego quiso dar declaraciones sobre el vehículo, cómo era y cuál era su marca”. 

El fiscal titular también comentó que el chequeo realizado en la clínica a la esposa de Batista no refleja ningún golpe contundente ni de gran impacto.

Hasta el momento también se encuentra una persona prófuga llamada Argenis, quien a través de una persona se comunicó con el Ministerio Público porque pensaba no tener participación, aun así se le pidió entregarse y colaborar, debido a que puede ser tildado de cómplice.

Ir a la fuente

Advertisement