Quiosco

Faride Raful renuncia a los fondos del denominado “barrilito”

Comunicado

A raíz de la controversia y confusión suscitadas por la transferencia de los fondos de asistencia social a nuestra Oficina Técnica Legislativa, y a los fines de dar claridad sobre el tema, hemos tomado la firme decisión de eliminar los fondos asociados al llamado “barrilito”.

El barrilito es una distorsión del sistema. Siempre hemos mantenido esta crítica debido a su uso discrecional, clientelar y apartado de las funciones del legislador. Razón por la cual dispusimos que estos fondos sirvieran para la creación de una oficina técnico legislativo, con miras a mejorar nuestras tareas senatoriales de legislar, fiscalizar y representar. No obstante, luego de escuchar la opinión de diversos sectores de la sociedad y de nuestros electores hemos decidido eliminar el uso de estos fondos discrecionales.

En este sentido, exploraremos la forma de mantener nuestro equipo por medios alternos, no manejados por la senaduría del Distrito Nacional. Esto, debido a que entendemos que la Oficina es necesaria para la elaboración de proyectos de leyes que requiera nuestro electorado; para el análisis e investigación de cada uno de los proyectos que tengamos a bien conocer como miembros de las 11 comisiones a las que pertenecemos; así como también en el rol de fiscalización y formulación de la reforma y Modernización que amerita el Senado de la República.

Es decir, ratificamos que renunciamos a los fondos conocidos popularmente como Barrilito o cualquier otra cuenta a cargo de la senaduría del Distrito, donde se vaya a disponer fondos públicos, de ahora y para siempre.

Asimismo, anuncio que en las próximas semanas, estaremos sometiendo en el Senado un anteproyecto que garantice la desaparición de esta práctica de manera institucional . En adición a esto y como miembro de la Comisión Bicameral que estudia el Presupuesto de la Nación, propondremos una reestructuración de las partidas que maneja la institución, para eliminar las dirigidas al fondo de Asistencia Social o Barrilito y su uso discrecional, como ahora se dispone.

Los electores del Distrito Nacional y la clase política comprometida con la eficiencia en la calidad del gasto; con la generación de oportunidades; comprometidos con el cambio; con la verdad y la pulcritud que fortalecen el Sistema Democrático, pueden tener la certeza de que actuaremos en consecuencia.

Agradezco enormemente el respaldo y las críticas que como su representante asumo en todo momento, porque solo juntos podemos trillar el camino hacia una sociedad más justa y de derechos. Este espacio es de ustedes. Siempre pondré mi oído en el corazón del pueblo. Y siempre seremos una sola voz.

Advertisement