Quiosco

Familiares de presunto autor de muerte de jóvenes en PP piden se investigue supuesto envenenamiento

EL NUEVO DIARIO, SANTIAGO.- Uno de los hermanos de Daniel Martínez Fernández, presunto responsable de la muerte de los jóvenes que fueron encontrados calcinados y baleados en Navarrete, manifestó que duda mucho que su pariente haya ingerido voluntariamente sustancias venenosas para quitarse la vida.

Manuel Vargas informó que el cuerpo se encuentra en el Instituto Nacional de Ciencias Forenses Regional Norte, (Inacif) para las investigaciones correspondientes y que este, estaba en total disposición de entregarse a la justicia.

“Yo soy su hermano y no se está inventado que él haya fallecido, ahora mismo lo tenemos ahí dentro con el propósito de hacerle la autopsia y estoy dolido con esto que me está pasando, porque haya sido lo que haya sido, era un ser humano también, por eso como dije, yo sé que los familiares de las personas que lo andaban buscando, están dolidos por la pérdida de ellos, yo también estoy dolido por la mía y aunque él fuera lo que era, es un ser humano”, expresó.

Se recuerda que el 22 de septiembre Fernández de 27 años de edad, se encontraba en una vivienda tomándose una taza de café y fue hallado con señales de envenenamiento.

Declaraciones del padre de las víctimas

Juan Emilio Luna Rodríguez, mejor conocido como Juanito Luna, denunció la noche del lunes, que uno de los presuntos matadores fue ultimado para que no revelar la identidad de la persona que pagó para que mataran a sus hijos Estefan Rafael Domínguez Hidalgo, de 29 años de edad y Olenny de Jesús Luna Disla, de 23.

En un video, manifestó que el joven decidió envenenarse, sin embargo,  que considera que fue mandado a envenenar y luego terminaron de matarlo en el hospital al que fue trasladado, para evitar que confesara el nombre de quién pagó la suma de RD$500 mil para que terminara con la vida de ellos.

Luna Rodríguez, señaló que tiene en su poder varios videos en donde confiesa que hubo alguien que le pagó a un amigo suyo, llamado Fernando, para que matara a los jóvenes y este buscó al occiso y a dos acompañantes más para que le ayudaran a hacer el trabajo.

Indicó que estuvo en el centro de salud a donde fue trasladado y que le practicaron un lavado de estómago, por lo que a su entender no murió por envenenamiento.

Asimismo, sugirió que investiguen a su pareja Yokasta Melina Santos de 30 años de edad. Además, criticó que las autoridades policiales, hasta el momento no se hayan referido al caso e hizo un llamado a que investiguen el mismo.

Quiosco Periódico Digital