Quiosco

Vicecanciller uruguaya niega haber operado en entrega de pasaporte a prófugo

EL NUEVO DIARIO, MONTEVIDEO.- La vicecanciller de Uruguay, Carolina Ache, negó este miércoles “cualquier participación” en el trámite de expedición y entrega en Emiratos Árabes Unidos de un pasaporte al narcotraficante uruguayo Sebastián Marset, investigado en Paraguay.

Mediante un hilo en Twitter, la número dos del Ministerio de Relaciones Exteriores desmintió “rotundamente” las “versiones periodísticas” que la señalaron como la primera autoridad del país cuyo nombre figuraba vinculado a la emisión del pasaporte que permitió a Marset salir de Dubái, donde fue detenido por portar documentación paraguaya falsa.

Ache manifestó que, en noviembre de 2021, recibió en su despacho, como suele hacer “con tantas personas”, al abogado de Marset, Alejandro Balbi, a quien calificó de persona de su “conocimiento”, aunque aclaró que este no le pidió intervenir en el trámite.

“Se limitó a consultarme la fecha de envío de valija diplomática, medio por el cual se suelen remitir los pasaportes gestionados a través de los Consulados de la República en el exterior. En ningún momento me pidió que interviniera para agilizar proceso alguno”, explicó.

A esto añadió que no mantuvo “ninguna comunicación con la Embajada del Uruguay en Emiratos Árabes Unidos, ni con su Sección Consular” y que tampoco brindó “ninguna instrucción a los servicios de Cancillería en relación con este caso”.

“Rechazo cualquier rumor sobre mi participación en este asunto”, remató.

Los ministros de Relaciones Exteriores, Francisco Bustillo y del Interior, Luis Alberto Heber, comparecerán el próximo lunes en el Parlamento para informar de la entrega de documentación oficial al narcotraficante uruguayo, hoy requerido con alerta roja por la Interpol desde su liberación en Emiratos Árabes Unidos.

Marset, de 31 años y cuyo nombre apareció recientemente como presunto autor intelectual del asesinato en Colombia del fiscal antimafia paraguayo Marcelo Pecci, recibió en Dubai un pasaporte de las autoridades uruguayas pese a tener causas abiertas en su contra.

Según informó días atrás el diario uruguayo El Observador, Marset recibió el pasaporte de su nacionalidad al tiempo que el Ministerio del Interior colaboraba con la Administración de Control de Drogas (DEA, por sus siglas en inglés) de Estados Unidos en una investigación internacional liderada por la Secretaría Antidrogas de Paraguay.

Con ese pasaporte, el narcotraficante salió de la prisión donde estaba encarcelado por portar documentación falsa de Paraguay (donde, entre otras actividades, jugó al fútbol) y sigue prófugo de la Justicia de ese país.

Quiosco Periódico Digital