Quiosco

Crímenes que han consternado la sociedad dominicana; verdugos eran cercanos a sus víctimas

EL NUEVO DIARIO, SANTO DOMINGO. – En los últimos meses distintos hechos de sangre han consternado la sociedad dominicana, sin duda alguna, unos más que otros acaparan la atención, como el caso del ministro de Medio Ambiente.

Los hechos de sangre se han consumado por la confianza y cercanía de los verdugos a sus víctimas, el reciente caso del asesinato de Orlando Jorge Mera, titular de Medio Ambiente y Recursos Naturales, por su amigo de infancia, Miguel Cruz de la Mota, quien le propinó seis disparos en su despacho, el pasado lunes, motivado por unas firmas medioambientales, según dice la solicitud de medida de coerción.

Además, de este en particular, podemos mencionar, el caso de Raquelita Guerra, quien el pasado 14 de abril, su expareja y padre de sus dos hijos, le infirió varias estocadas a la madre de esta, provocándole la muerte al instante, y dejando herido de gravedad a su hijastro de 19 años.

Ricardo Antonio Leonor Abreu, exesposo de Raquelita, después que mató a su suegra, se sentó en el comedor de la residencia, fumó y bebió, mientras los cuerpos permanecían tendidos en el suelo, este asesinato se registró en el sector San Isidro, Santo Domingo Este.

Leonor Abreu, por el crimen, el Juzgado de Atención Permanente de Santo Domingo Este (SDE), le impuso prisión preventiva por tres meses para cumplir en la Penitenciaría Nacional La Victoria.

Similar a estos dos casos, está el de la bailarina Patricia Ascuasiati, quien fue atropellada el pasado 15 de febrero del año curso, por la coreógrafa y amiga de infancia, Marylouise Ventura, quienes se dirigían por la Autopista Duarte, kilómetro 40, cuando sucedió el incidente.

La víctima y agresora compartían una amistad desde niñas, y de acuerdo a versiones, en el trayecto del camino, Mariloise quería tomar el guía, tras el accidente, las personas que observaron la acción ayudaron a la hoy occisa a sacarla debajo del vehículo.

Sin embargo, tras casi un mes ingresado en un centro de salud de esta capital y a pesar de que los médicos le realizaron múltiples cirugías, falleció.

La jueza Katherine Rubio, de la Oficina de Atención Permanente de Villa Altagracia, envió por tres meses a la victimaria a prisión preventiva en la cárcel de Najayo, acusada por tentativa de homicidio, la cual ha sido rarificada.

Se destaca, que, aunque el caso de David de Los Santos Correa, fallecido después que unos reclusos le propinaran una golpiza bajo custodia policial, en el destacamento Naco, Distrito Nacional, conmocionó al país y a través de los medios de comunicación, los familiares pidieron justicia.

Por el hecho, acusaron a tres civiles y cuatro agentes policiales, de los cuales todos guardan un año de prisión como medida de coerción, en distintas cárceles.

Las autoridades calificaron el crimen como un acto de barbarie e inhumano, como muchos otros, que han sucedido en distintas partes del país, como el del barbero de Santiago, Richard Báez, a quien las autoridades del Ministerio Público acusan a tres agentes.

Báez e igual que David estaba recluido en un destacamento de Cienfuegos y mientras se encontraba en la celda fue agredido, el órgano investigador señala a los responsables de los delitos, homicidio, asociación de malhechores y robo.

La entrada Crímenes que han consternado la sociedad dominicana; verdugos eran cercanos a sus víctimas se publicó primero en El Nuevo Diario (República Dominicana).