Quiosco

Internacional Socialista: Muro no soluciona migración ilegal

El secretario general de la Internacional Socialista, Luis Ayala, y el vicepresi­dente mundial, Miguel Var­gas, consideraron que el problema con Haití no se re­suelve con la construcción de un muro y abogaron por una solución conjunta.

Los representantes de la entidad también se re­firieron al drama que re­presenta la migración y que la República Domini­cana no puede cargar con ese problema.

Indicó que una salida se­ría el resultado de la com­binación de falta de opor­tunidades, la brecha social y aumento de la criminali­dad.

Resaltó que, según datos del Programa de las Nacio­nes Unidas para el Desarro­llo (PNUD), casi 43 millo­nes de latinoamericanos y caribeños residen en países distintos al de su nacimien­to, 70% de ellos en los Esta­dos Unidos.

“El fenómeno de la mi­gración en la región, ade­más de la pobreza, la vio­lencia y la desigualdad, se ha acentuado en los últimos años por la situación polí­tica que, por ejemplo, po­demos ver en Venezuela y el colapso institucional de Haití”, indicó Vargas.

En ese sentido, coincidió con el reciente llamado de la Cumbre del Foro Mundial sobre Migración y Desarro­llo a que se aumente la co­operación internacional pa­ra convertir la migración en una oportunidad para el de­sarrollo.

Vargas también se refirió a la crisis en Haití y dijo que ésta representa una amena­za importante para la esta­bilidad social de la región, expresada en un gran éxo­do migratorio que ya no solamente afecta sensible­mente a la República Domi­nicana, sino que también se expande hacia otras nacio­nes de América Latina.

“Aprovecho para pedir a la comunidad internacio­nal, en especial a los órga­nos multilaterales y a las principales potencias de Oc­cidente, que asuman a Haití como una prioridad y con­tribuyan decididamente a sacarlos de la situación crí­tica en la cual se encuentra hoy día”, expresó.

Llamado ante crisis internacional
Finalmente, Miguel Var­gas exhortó a la unidad ple­na en este período de cri­sis y dijo que “más allá de los matices ideológicos de la socialdemocracia en el mundo, tenemos el deber de trabajar juntos en la bús­queda de soluciones prácti­cas a los problemas de nues­tra especie, hoy acentuados por la pandemia, pero que estoy seguro podremos su­perar si aplicamos con rigor el principio originario del socialismo democrático: la solidaridad”.

Ir a la fuente

Agregar comentario