Quiosco

De Horford y Petro

Veo con asombro cómo muchos, hasta entendidos en la materia, se impactan de la valía de Alfred Joel, el hijo de Tito y de Arelis a quien conocí en los pasillos del Palacio de los Deportes cuando apenas era un niño y yo un mozalbete.

Si bien es cierto que su baloncesto no le sube a la adrenalina al fanático normal de este deporte cabe mencionar que el dominicano que recientemente impacta los medios por ser el primero en una final de baloncesto es un jugador que hace las pequeñas cosas del juego que no levantan al fanático de su asiento y hoy en día siguen pagando buen dinero en la NBA a ese perfil de jugadores.

¿Cuáles son las pequeñas cosas del juego? -Un buen rebote, buen pase de salida, buen bloqueo, etc, etc. Eso Al Horford lo hace muy bien, sin eso no se puede lograr canastos y tampoco campeonatos, por eso Boston lo trajo de vuelta a pesar de sus olvidadas paradas en Oaklahoma y Fildelfia.

Horford el ganador

Muchos no recuerdan las dos coronas en Florida y su papel protagónico en cada una de ellas, tampoco se recuerda aquella medalla de oro en Puerto Rico, vistiendo la franela tricolor. Por cierto, es la única y primera vez que un combinado quisqueyano vencía a los boricuas en su tierra por una presea dorada y Horford tuvo mucho que ver en esto. El criollo terminó con 17 puntos y 10 rebotes de promedio en ese evento.
En la NCAA terminó con mas de 1000 puntos y en la NBA promedia 13.6 y 8.1 rebotes en su carrera con cinco equipos diferentes.

Del baloncesto brincamos a política internacional y nos enfocamos en Colombia y sus muy mediáticas elecciones que las encabeza el dirigente poco conservador y ex alcalde, Gustavo Petro. Para mi asombro Petro pasó por las aulas lasallistas igual que quien suscribe y fue un guerrillero del M19, siempre ha desmentido su papel en el asalto al palacio de justicia en 1985.
Petro es economista y cree en las redes sociales para vender su figura. Es tanto así, que tiene mas de ochocientos mil seguidores en (TIKTOK). En Colombia están comprando algo diferente, un perfil menos conservador y algo alejado de la famosa corriente que sigue al ex gobernante Alvaro Uribe.
Gustavo usa la palabra cambio en su discurso y promueve a Bolívar en sus frases, algo que han usado en su contra sus adversarios manifestando que es un promotor del discurso chavista y algunos han dicho que es patrocinado por el gobierno de Nicolas Maduro, algo que le puede traer conflictos con algunos de sus promotores en Colombia.
El ex guerrillero del M19 coló más de ocho millones de votos y un 40% lo que lo sitúa al frente de la primera vuelta y favorito de alzarse con la victoria en una segunda vuelta electoral, algo que nos dice que el cono sur sigue apostando a la nueva izquierda del siglo XXI.

Por: Alberto Rodríguez
rodriguezalberto@gmail.com

Ir a la fuente

Agregar comentario