Quiosco

Tribunal absolvió acusados Super Tucano presenta argumentos

El Tercer Tribunal Colegiado del Distrito Nacional que absolvió a los acusados de soborno en el caso Súper Tucano presentó los argumentos por los que tomó la decisión y manifestó que los tribunales no están llamados a dictar sentencias salomónicas para apaciguar la furia de la opinión pública ni del poder político.

“Vale destacar que los tribunales no están llamados a dictar sentencias salomónicas para apaciguar la furia de la opinión pública ni del poder político; los adversarios vienen a los tribunales en igualdad de condiciones, a dar lo mejor de sí y son las pruebas las que al final dirán que procede y no procede”, explica el tribunal en el documento “Resumen sobre las incidencias del juicio en caso Súper Tucano”.

Se recuerda que el exministro de Defensa, mayor general retirado Pedro Rafael Peña Antonio; el coronel Carlos Piccini Núñez, exdirector de Proyectos Especiales de la Fuerza Aérea Dominicana (FAD); y el empresario Daniel Aquino Hernández fueron declarados no culpables de recibir pagos por unos 3.5 millones de dólares, supuestamente para agenciar la compra de estas aeronaves, adquiridas en 2009.

El Tercer Tribunal Colegiado del Distrito Nacional, compuesto por las juezas Arlín Ventura, Leticia Martínez y Milagros Ramírez, sostuvo que se pudo comprobar que la idea del proyecto Super Tucano, contrario a lo sostenido por el Ministerio Público, no fue de Pedro Rafael Peña Antonio, sino que por el contrario era un proyecto que ya venía estando sobre el tapete.

“Ha quedado probado que para la época en que se firma el contrato para la compra de los aviones Súper Tucanos, agosto de 2007, Pedro Rafael Peña Antonio ostentaba el cargo de jefe de Estado Mayor de la Fuerza Aérea Dominicana, y como tal, se encontraba en subordinado, al secretario de Estado de las Fuerzas Armadas Ramón Antonio Aquino García”, indica.

Sostuvo que en cuanto a las imputaciones de aumento patrimonial señalado por el Ministerio Público, “vale destacar que Pedro Rafael Peña Antonio ha presentado sendas pruebas que dan cuenta que desde el año 1985 ha realizado otro tipo de actividades económicas de apariencia licita, independientemente de sus funciones como Jefe de Estado Mayor de la Fuerza Aérea y como Secretario de Estado de las Fuerzas Armadas”.

Indicó además que Peña Antonio presentó una certificación para corroborar que las licitaciones de las Fuerzas Armadas se hacían bajo los lineamientos de la Dirección General de Compras y Contrataciones, “aspectos que no fueron escudriñados por el Ministerio Público”. 

“Conforme las reglas de nuestro ordenamiento jurídico y las características del proceso penal acusatorio o adversarial que nos rige, el de confrontación o contradicción se impone como garantía del derecho de defensa y el Ministerio Público no ofertó la testimonial de ninguno de los ejecutivos de Embraer, para acreditar la supuesta participación de los imputados en los sobornos”, explica el tribunal.

Destaca que el soborno transnacional se caracteriza por acarrear una actividad probatoria compleja en mucho de los casos; por lo que de ahí, que “resulte indispensable una adecuada construcción de los elementos del delito, que facilite o eficientice el proceso de validación de las premisas fácticas”.

“Luego de hacer la valoración el tribunal determina que ninguno de los tipos penales han podido quedar configurados en cuanto a la participación de los imputados”, sostuvo.

Liberado

El pasado lunes, el coronel Carlos Piccini Núñez, absuelto juntos a otros dos señalados por el Ministerio Público de recibir sobornos por US$3.5 millones por parte de la Empresa Brasileira de Aeronáutica (Embraer) habló al salir del tribunal asegurando que estuvo en la cárcel de forma injusta.

"He sido bendecido por el Señor, porque como ustedes saben, sufrí tres años injustamente de cárcel, de los cuales estuve un gran tiempo en solitario", dijo Piccini Núñez a los medios de comunicación presentes en el Palacio de Justicia de Ciudad Nueva.

Ir a la fuente

Agregar comentario